sábado, 28 de diciembre de 2013

FIN DE AÑO

Llega el fin de año y para no perder la costumbre es hora de hacer balance. El 2013 ha sido un año extraño para mí, cosas buenas y malas sucediendo a la vez se sentía como si dos mitades de mí tirasen en direcciones opuestas, dejándome inundada de una sensación muy extraña.

Pese, o gracias a ello he aprendido:

-Ante una situación recurrente que me produce infelicidad no basta con quejarme y lloriquear. Para cambiar algo tengo que actuar. A veces no me gustan las posibles consecuencias, tengo miedo al cambio, me da pena por otros. Pero éste año he decidido romper las cadenas que me esclavizan a una situación que no me hace feliz. Y debo reconocer que solo de tomar esa decisión, un gran peso en mí se ha aligerado.

-Estar lejos de una persona que era importante para mí me ha hecho dar cuenta de la cantidad de tiempo y energía que dedicaba a esa relación. Eso me ha abierto los ojos a como priorizaba las cosas de los demás antes que las mías y me ha hecho enfocar esas energías en perseguir mis sueños y objetivos en lugar de gastarlos inútilmente en que los demás consigan los suyos.

-He aprendido a aceptar que cada uno tiene derecho a ser como quiera y dejar de esperar cambios en los demás basados en mis propios criterios. Y que si resulta que somos incompatibles, es inútil empeñarse  en mantener una relación nociva a toda costa.

-Sobre mí misma he descubierto que soy más cabezota y tenaz de lo que creía. Lo cual es una bendición y una maldición a la vez.


Lo que me gustaría lograr en el próximo año:

-Ser capaz de no dar consejos cuando no me los están pidiendo y dejar que cada cual aprenda las lecciones de la vida a su propio ritmo.

-Encontrar mi equilibrio y no tener las emociones a flor de piel.

-No tomar decisiones ni obrar cuando estoy cabreada.

Con estos buenos propósitos se acerca el nuevo año lleno de grandes esperanzas y expectativas de un tiempo mejor para todos.


¡FELIZ 2014!

sábado, 21 de diciembre de 2013

YA ESTÁ AQUÍ EL INVIERNO



En esta estación los árboles muestran sus ramas desnudas con orgullosa serenidad, mientras el frío y la nieve se convierten en una constante inevitable.

Los colores que la dominan son el blanco y el gris, cosa que la convierte en una época muy tristona para la mayoría.

Pero no hay que olvidar que la naturaleza reposa en un tranquilo letargo, almacenando nuevas fuerzas para resurgir con renovado esplendor en primavera.
Así que,



¡BIENVENIDO INVIERNO!

miércoles, 18 de diciembre de 2013

Honraré la Navidad en mi corazón y trataré de mantenerlo todo el año.   

Charles Dickens

lunes, 2 de diciembre de 2013

LÁMPARA DE CANICAS

Esta es una lámpara hecha con canicas. De esas de toda la vida con las que jugábamos de pequeños. Se puede hacer una lámpara o un portavela de una forma muy sencilla y resultona.

Los materiales que se necesitan:
Canicas
Pegamento para cristal
Espejo redondo
Portalámpara
Bombilla

Yo he usado para la base un espejo redondo, en la parte de abajo he pegado 4 canicas para hacer de pies.
Luego hay que ir pegando las canicas siguiendo el borde del espejo.
Se levanta todo lo alto que nos guste.

Para terminar se añade el portalámpara y la bombilla.


domingo, 24 de noviembre de 2013

SOY UNA HOJA


Soy una venerable hoja, nací en un arce siendo un tierno brote en una rama. Con empeño he ido creciendo hasta ser grande y verde. Y tengo que sacudirme como una maraca para quitarme de encima a las dichosas orugas que quieren degustarme.

Así ha pasado la primavera y el verano es una gran fiesta al sol, estirándome cada día hacia él en busca de su calor y destilando la preciada clorofila. Mis hermanas y yo somos felices escuchando a los humanos loarnos por la sombra que les brindamos.

El otoño está siendo algo extraño, una mezcla de frío y calor que ha mudado mi precioso color verde en rojo vibrante, después en un naranja terco y por último en marrón terrenal.

Sopla un fuerte viento que me suelta de mi agarre con el árbol. Ahora estoy volando, ¡Fiuuu! El aire me pasea por encima de prados llenos de ovejas y pueblos con personas que me ignoran, ahora que no soy tan hermosa.

De nuevo en el bosque la brisa me deja reposar junto a un pino. Cerca de mí una araña se afana en construir su tela.
-Buenos días, señora araña.
-Buenos días, querida.
-La veo muy atareada.
-Este dichoso viento no hace más que romper mi hogar, y así no puedo comer ni dormir. Tendré que quejarme…
Una nueva ráfaga de viento me aleja tan deprisa que ni puedo despedirme.

Poco tiempo después quedo atascada entre dos ramitas de un milenario roble.
-Bueno, bueno. Parece que tenemos un nuevo inquilino –dice una profunda voz.
-Hola, señor roble. Espero no estar molestándole.
-No te preocupes, me encanta la compañía. Aquí todo el mundo es bienvenido. ¿Qué te  ha traído hasta aquí?
-El viento. Estoy viajando por primera vez en mi vida y es una experiencia muy emocionante.
-Yo nunca podré viajar.
-Oh, que pena.
-No sufras. Mis raíces me impiden salir volando, y apenas pierdo alguna rama cuando el viento sopla con violencia. Aquí siempre viene gente nueva buscando cobijo y compañía, lo cierto es que raramente estoy solo.
-Eso tiene que ser muy bonito, en casa estaba rodeada de miles como yo y las conversaciones eran siempre sobre lo mismo.
-Jejeje. Eso pasa en las mejores familias.
Una nueva ráfaga de viento me arranca tan inesperadamente de mi nuevo amigo, que apenas conseguimos gritarnos. ¡Adióóóós!

Esta vez quedo atrapada en una corriente de aire que gira en un remolino ascendente.
¡Yupiiiii! Gritan unos pulgones atrapados igual que yo con jovial alegría. Es ciertamente una experiencia revigorizante y yo no voy a ser menos, así que grito: ¡Banzaaaai!
Y entre carcajadas nos dejamos llevar por el torbellino.

Aterrizo en un pequeño lago de aguas calmas, y voy flotando a la deriva cuando una mariquita se posa sobre mí.
-¿Me permites acompañarte un rato?
-Por supuesto, así será más entretenido.
-Soy, Rita la mariquita. Estoy buscando un lugar para refugiarme, no me gusta nada este frío, a mí me gusta haraganear al sol.
-Yo, al otro lado del lago espero encontrar nuevas aventuras.
Y mientras giramos y nos desplazamos suavemente sobre el agua llegamos a la otra orilla.
-Que tengas suerte –le digo a la mariquita.
-Que vivas grandes aventuras –se despide ella mientras desembarca.

Una nueva ventolera me lleva a lo más profundo del bosque y un remolino juguetón me acaba atascando dentro de un tronco caído a medio descomponer.

Atrapada en la oscuridad me siento sola, por encima de mí pasan atareados ciempiés y cigarras pero ninguno quiere pararse a hablar conmigo.

Y así transcurre el tiempo hasta la primera helada. Me he resquebrajado toda y no soy más que una sombra de lo que fui.

Atrapada en la oscuridad, tengo miedo, ya nunca saldré de aquí.
Pero de repente una cálida luz aparece ante mí. Es un ser del bosque, uno de esos de los que tanto he oído hablar, pero que nunca he visto. Me acaricia el rostro y ya no siento el frío a mí alrededor. 

Me dice que no tema, que he tenido una vida plena y que es hora de dejar esta existencia, pero que no me preocupe que en la próxima primavera volveré a nacer y a disfrutar de la vida.

Acunada en su luz radiante me calmo y me mezo hasta dormirme.



jueves, 14 de noviembre de 2013



Vive como si fueras a morir mañana. Aprende como si fueras a vivir siempre.

MAHATMA GANDHI

jueves, 7 de noviembre de 2013

ARC DE TRIOMPHE DE L’ÉTOILE – ARCO DE TRIUNFO

Fue construido por orden de Napoleón Bonaparte entre 1806 y 1836, para conmemorar la victoria de Austerlitz, tras prometer a sus hombres: «Volveréis a casa bajo arcos triunfales». Fue diseñado por Jean Chalgrin y Jean-Arnaud Raymond, que se inspiraron en el Arco de Tito de Roma.

 Está ubicado en la plaza Charles de Gaulle que antiguamente se llamaba Place de l’Étoile, de ahí su nombre, ya que doce grandes avenidas confluyen en esta plaza dándole aspecto de estrella.



Desde la Place de la Concorde se puede hacer un agradable paseo por los Champs Élysées de unos módicos 2,2 kilómetros hasta el Arco de Triunfo.

Con sus modestos 50 metros de altura comparado con la Torre Eiffel, permite apreciar unas vistas de la ciudad muy interesantes, a todos aquellos que estén dispuestos a subir a pie los 286 escalones. Nosotras llegamos allí con la inocencia que nos caracteriza y preguntamos por el ascensor, y muy amablemente (por supuesto) nos informaron que era solo para personas con movilidad reducida, “n’est-ce pas?”, nos preguntó el señor, “n’est-ce pas”, contestamos con nuestro francés atroz.









Este magnífico monumento ha vivido grandes momentos históricos entre los que se pueden mencionar: el paso de los restos mortales de Napoleón el 15 de diciembre de 1840 y los desfiles militares de las dos guerras mundiales.

En la base se halla la Tumba del Soldado Desconocido, erigido en 1921 cuya llama eternamente encendida representa a los franceses que murieron en la Primera Guerra Mundial y que nunca fueron identificados. La inscripción que reza:”Ici repose un soldat français mort pour la patrie 1914-1918” indica que: “Aquí yace un soldado francés muerto por la Patria 1914-1918”.






En cada pilar se pueden observar los nombres de las batallas ganadas por los ejércitos napoleónicos y los de 558 generales franceses.


En la parte exterior hay cuatro grandes esculturas imposibles de pasar por alto representan:
La Paix 

La Marseillaise



Le Triomphe


La Résistance













Por último sólo nos queda bajar las escaleras y decir Adieu Arc de Triomphe.

jueves, 31 de octubre de 2013

¡FELIZ CASTAÑADA!



Como cada año en otoño llegan las deliciosas castañas, aquí os dejo una pequeña muestra y que disfrutéis de este día tan entrañable.

miércoles, 16 de octubre de 2013

¡HA DEL CASTILLO!


Este delicado castillo es un puzzle de 105 piezas de plástico con un ligero toque liláceo.

Yo nunca había visto nada igual y para una fanática de los rompecabezas fue una tentación  irresistible.

Lo encontré en un sitio curioso, en  “La Conciergerie” de París, junto aun puzzle de la “Tour Eiffel” de color naranja. Como siempre, me asaltó la duda de cual elegir. Me decanté por el castillo que era más atemporal, pero  aún así no dejaba de lanzarle miradas de deseo a la torre.
Así que cuando me reagrupé con mi amiga la hice partícipe de mi dilema, a lo que ella contestó sin dudar:
-“El castillo, por supuesto”.

Como podéis ver es una fanática de los castillos en general y de Eilean Donan en particular. Gracias Antonia porque sé que siempre puedo contar contigo.

El resultado del puzzle lo podéis ver vosotros mismos y si os gustan los “rompecráneos” en esta página podéis encontrar otros modelos de esta empresa japonesa.



jueves, 3 de octubre de 2013

No entiendes realmente algo a menos que seas capaz de explicárselo a tu abuela.

  

Albert Einstein

jueves, 26 de septiembre de 2013

PLACE DE LA CONCORDE – PLAZA DE LA CONCORDIA


Es la plaza más grande de París y tiene una historia muy turbulenta y sangrienta.


Fue creada en 1757 por Luis XV, para celebrar que había sobrevivido a un grave enfermedad. En el centro fue colocada una estatua ecuestre del rey con cuyo nombre fue bautizada la plaza.

En 1792 la estatua fue derribada y fundida, para ser sustituida por otra que simbolizaba la libertad.
Ejecución de Louis XVI

La plaza fue rebautizada como La Plaza de la Revolución”. Durante ésta fue tristemente famosa por ser el escenario sangriento donde se ejecutaron 1200 personas en la guillotina que instalaron este lugar.  Luis XVI, Maríá Antonieta y Robespierre fueron algunos de los que pasaron a mejor vida en este lugar.

En 1795 con el fin del “Régimen del Terror”, la plaza fue renombrada definitivamente como “la Plaza de la Concordia”.
 

Durante los años posteriores la plaza presentó un problema político para los gobernantes, por la profunda huella que dejó la época del Terror. Durante la Restauración, el retorno de la monarquía al poder, quisieron poner una estatua en memoria de Luis XVI, como forma de honrar a los nobles que murieron en la plaza. Pero ese proyecto nunca se llevó a cabo.


Pero no fue hasta 1836 cuando la plaza empezó su última remodelación para adquirir su
Obelisco de Luxor
aspecto actual. El centro de la plaza está dominado por un imponente obelisco de granito rosa de más de 3300 años de antigüedad, de casi 23 metros de altura y con un peso de 227 toneladas. Antes indicaba la entrada al templo de Aman en Luxor y fue donado por el virrey de Egipto en 1831. Debido a su gran tamaño el traslado duró tres años y por decreto de Luis Felipe I fue instalado en la Plaza de la Concordia, donde no recordaría ningún suceso sangriento.
Se pueden apreciar perfectamente los jeroglíficos tallados en la piedra y en el zócalo los grabados describen las técnicas utilizada durante su transporte hasta París.
Fuente de temática marina
Se halla custodiado por dos fuentes de estructura romana, con representación de temas marinos.


Asamblea Nacional al fondo





Esta plaza abierta por tres de sus lados es una encrucijada histórica de la ciudad. Hacia el este se puede pasear por los Jardines de las Tullerias hasta el Museo del Louvre. En el oeste se puede apreciar una espectacular vista de los Campos Elíseos con el Arco del Triunfo al final. Mirando hacia el norte se puede apreciar la singular Iglesia de la Madeleine y hacia el sur, cruzando el Puente de la Concordia se puede disfrutar el espectacular Palacio Borbón actualmente sede de la Asamblea Nacional.

Arco de Triunfo al fondo
Farola


sábado, 21 de septiembre de 2013

YA ESTÁ AQUÍ EL OTOÑO


Esta estación se caracteriza por sus colores ocres, que pueden parecer apagados pero que si se aprende a observar acaba siendo un placer para los sentidos.

Es el momento en que la naturaleza refrena la vitalidad del verano, la vida se ralentiza, las hojas caen de los árboles mecidas por la brisa, la luz del sol merma cada día y llenamos las despensas para pasar el duro invierno. 





¡FELIZ OTOÑO A TODOS!

lunes, 16 de septiembre de 2013

BLANCANIEVES


Algunos piensan de ella que es una cursi rematada y una princesita malcriada. Yo estaba totalmente de acuerdo con vosotros hasta que me puse a analizar en profundidad la complejidad de sus actos.

Ahí donde la vemos empieza su vida como una niña de buena cuna acostumbrada a que se lo den todo hecho y con una madrastra muy mandona y antipática.

En el momento que no puede aguantar los mangoneos de su madrastra, la insípida Blancanieves en un arranque de valor, se marcha de casa para independizarse.

Pero hay madre, con lo mal que está el mundo laboral y lo poco preparada que está para desarrollar cualquier trabajo que no sea el de princesa, le cuesta encontrar trabajo. Así que, vagando por el bosque encuentra una casa vacía y decide ocuparla, así empieza lo que luego será una gran tendencia social.

Cual es la sorpresa cuando al final del día se le presentan los propietarios de la casa, nada más que siete joviales mineros. Como es alta y guapa deciden no denunciarla y quedarse con ella, así llegan a un acuerdo satisfactorio para todos. Le dejan quedarse y mantenerla lejos de la influencia de su madrastra a cambio de que les realice las tareas domésticas.
¿Quién dice que una princesa no puede encontrar un trabajo? Pues esta lo ha logrado, aunque sin asegurar, así es como entra en el mercado de la economía sumergida.

Van pasando los días y a Blanquita ya no le parece tan emocionante eso de tener que limpiar la casa de siete solteros aunque sea a ritmo de alegres cancioncitas, así que decide salir a descubrir el mundo por ella misma. Cual es su sorpresa cuando encuentra en la puerta una ancianita (del tipo arrugada como una pasa), que le regala una manzana. De niña parece que nunca aprendió eso de: “no aceptes caramelos de extraños”. Ella con su dominio del vocabulario superior al del resto podría argumentar que una manzana no es un caramelo, sino una fruta, pero para el caso es lo mismo. Acaba comiéndosela y perdiendo el conocimiento, cosa que ya le va bien, pues no tendrá que fregar el suelo mientras hiberna.

Aquí la tenemos, escaqueándose todo lo que puede del trabajo honrado, mientras en etéreo letargo espera que llegue alguien que logre despertarla.

Y así llegamos al último acto de esta función, aparece el príncipe azul (como no, porque el verde o amarillo no son tan glamurosos), y le da un beso que la despierta. Yo me atrevería a aconsejarle que dejara pasar al príncipe (la realeza en este momento está muy devaluada) y que esperara a que la besar el hijo de un notario, estos sí que valen la pena.

En fin, quien dice que las princesas no sirven para nada más que para saludar y tener una sonrisa forzada. Esta como podéis ver ha vivido como cualquier mortal y ha encontrado un tontainas que la mantendrá y le dará todos los caprichos que quiera.



¿Y la pobre madrastra qué? Ahora se quedará sin el objeto de su obsesión y se va a aburrir muchísimo. Así que emprenderá la carrera política para llenar su vida y llegar a alcaldesa.

Y colorín colorado este cuento se ha acabado.

lunes, 9 de septiembre de 2013

ZAPATILLAS DEPORTIVAS PARA BEBÉS DE GANCHILLO



Aprovechando el hilo que me quedó de los primeros zapatos que hice a ganchillo, he hecho está zapatillas deportivas tan monas. Dan un poco más de trabajo que las otras que hice, pero el resultado también es más llamativo.




Los he realizado siguiendo este tutorial, que está explicado con gran claridad y resulta muy fácil de seguir. Yo he hecho alguna pequeña variación, sobre todo en el color.

martes, 27 de agosto de 2013

COCA DE PIÑA


Esta es una coca que nos hacía mi abuela cuando íbamos a verla, lo cierto es que siempre nos hacía alguna cosa que nos gustaba y ella nos enseñó como prepararla.


Sólo verla dan ganas de darle un mordisco. ¡ÑAM, ÑAM!

Esta es un postre muy rico y muy sencillo de hacer, ideal para aquellos que se están estrenando en la repostería y buscan un gran resultado. Es una variante de la típica coca de yogur.

Ingredientes:
Para el caramelo de la base:
4 cucharadas de yogur
1 cucharada de agua
1 cucharada de zumo de limón
Rodajas de piña en almibar
1 poco de mantequilla

Para la masa:
1 yogur
3 huevos
2 envases de yogur de azúcar
3 envases de yogur de harina
1 envase de yogur de aceite
2 cucharadas rasas de levadura
La ralladura de 1 limón
Nueces
Un poco de harina.

Para el acabado:
½ vaso de agua del líquido de la piña en almibar, en el caso de que no haya niños se puede añadir un poco de licor (coñac, Cointreau, oporto… el que os guste).

Preparación:
Las medidas son muy sencillas pues una vez vaciado el yogur, el envase nos servirá como medida y no tendremos que ir pesando ningún ingrediente.

1)Poner un cazo la 4 cucharadas de azúcar, la cucharada de agua y la cucharada de zumo de limón. Remover y cuando tenga un tono dorado verter en el recipiente donde vayamos a hornear la coca (no dejar que se oscurezca mucho el caramelo pues luego con la cocción del horno amargaría un poco).
2)Secar con un papel de cocina el exceso de agua de la piña en almibar y colocar sobre el caramelo. Untar un poco de mantequilla en las paredes del molde y reservar.
3)Poner en un bol el yogur, los huevos, el azúcar, la harina, el aceite, la levadura y la ralladura de limón. Pasar por la batidora hasta que sea una masa homogénea.
4)Pasar las nueces por un poco de harina y sacudir para quitar el exceso. Colocar en la masa y remover.
5)Verter la masa en el recipiente previamente preparado y hornear a 180º durante 45min.
6)Una vez fuera del horno con un cuchillo separar de las paredes y verter por encima el líquido de piña con el licor. Hará un borboteo debido al contraste de la temperatura. Dejar reposar unos minutos y sin dejar que se enfríe poner una bandeja encima y dar la vuelta para desmoldar de forma que la piña quede encima como en la foto.


¡BON APPÉTIT!

jueves, 22 de agosto de 2013

Si lloras por haber perdido del sol, las lágrimas no te dejarán ver las estrellas.


Rabindranath Tagore

jueves, 15 de agosto de 2013

PALAIS DE VERSAILLES – PALACIO DE VERSALLES


Este hermoso palacio fue en un principio un pabellón de caza construido por Louis XIII.






Louis XIV
Su hijo, Louis XIV, fue ampliándolo de forma que estaba tan a gusto que trasladó la corte a Versailles en 1682, convirtiéndolo en el símbolo del absolutismo real y del arte clásico francés. Cada rey que lo sucedió fue aportando un nuevo elemento al maravilloso palacio.

Hasta que en 1789 dejó de ser la sede del poder real cuando una marcha, que se inició con la protesta de las mujeres parisinas por la escasez y el alto precio de alimentos básicos, asaltaron  junto a los revolucionarios el palacio. Tras una dramática escaramuza por los pasillos del palacio,  consiguieron imponer sus exigencias a Louis XVI y la familia real se vio forzada a regresar a París, escoltada por los insurrectos, al palacio de las Tullerias.

En 1837 el rey Louis-Philip convirtió el palacio en el “Museo de Todas las Glorias Nacionales”.

Patio Real


Detalle Patio Real
Detalle Patio Real













Capilla Real
Capilla Real
























Salón de Venus









Detalle Salón de Venus


Detalle Salón de la Guerra


Alcoba del Rey

Salón de los Espejos














Detalle Salón de los
Espejos


Salón del Toro





Detalle Salón de los
Espejos
Gabinete del Consejo












Salón de los Nobles de la Reina


Alcoba de la Reina










Comedor de la Reina
Galería de las Batallas












Napoleón I

Detalle del Techo








Abad Suger




Los jardines, de aproximadamente 800 hectáreas de superficie,  fueron diseñados por André Le Nôtre, hijo y nieto de jardineros, fue un conocido cortesano que gozó de la amistad y el afecto de Luis XIV. Acondicionados por el jardinero real son el modelo por excelencia del jardín regular “de estilo francés”. Son ideales para perderse entre los bosques, fuentes, lagos, estanques, parterres y esculturas.
Con motivo del 400º aniversario de su nacimiento, se le rinde homenaje a lo largo de todo el año con numerosas actividades.

Parterre Norte









Alfombra Verde y
Gran Canal







Parterre de la Latona
















Estanque de Saturno





















Bosque de la Girandula

Estanque del Espejo












Estanque del Espejo

Jardín del Rey















Jardín del Rey



Bosque de Columnatas





Detalle del Bosque de
Columnatas

Fauno













Gran Canal













Estanque de Apolo












Gran Canal

Ganímedes



























Fuente La Pirámide



En 1979 Versailles fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.







Llegar al palacio de Versailles en transporte público desde París, es más sencillo de lo que en un principio parece.

Habitualmente se puede coger la línea "C" de RER  en dirección a “Versailles Château”, pero este año (2013), estan de obras y hay que hacer un pequeño cambio. Con la línea “10” de Metro  hay que llegar a la parada “Javel André Citroën” y allí coger la línea "C" de RER en la parada “Javel”. Hay que ir en dirección “Versailles Château” y bajarse en la última parada que se llama “Versailles Château Rive Gauche”. Una vez fuera de la estación de tren, hay que ir a la derecha y a la primera calle torcer a la izquierda y allí hallaréis imponentemente dorado el Palacio de Versailles.

También son espectaculares las colas para entrar, llegamos justo cuando abrían a las 9:30h y estuvimos dos horas bajo el abrasador sol antes de poder entrar. 
Así que a todos aquellos que deseéis visitar el precioso palacio llenad la mochila de paciencia.